Noticias Universidad de Cantabria

Skip Navigation LinksNoticias de la Universidad de Cantabria > El Grupo de Biofouling UC creará un Laboratorio Marino en la Dársena de Molnedo

22 OCTUBRE 2020
Cultura científica

El Grupo de Biofouling UC creará un Laboratorio Marino en la Dársena de Molnedo

Fruto de una autorización que la Autoridad Portuaria de Santander ha concedido al grupo de investigación

 

El grupo Biofouling de la Universidad de Cantabria (UC) ha obtenido autorización administrativa de la Autoridad Portuaria de Santander para el uso temporal del pantalán de la Dársena de Molnedo en Puerto Chico, para la creación de un Laboratorio Marino que será utilizado inicialmente para unos ensayos de recubrimientos cerámicos marinos y materiales polímeros antifouling según los estándares de la American Society for Testing and Materials.

 Según explicó Sergio García, investigador del grupo Biofouling, de la ETS de Náutica, el nuevo Laboratorio Marino está diseñado para ensayar materiales o recubrimientos bajo condiciones reales de exposición en cualquiera de las tres diferentes zonas de exposición (sumergida, mareas y salpicaduras) según normativa ISO y ASTM. Estos ensayos someten a los materiales a un entorno marino natural, cuyo objetivo principal es evaluar, estudiar y analizar los efectos del entorno marino real sobre los materiales y/o recubrimientos. Los ensayos en ambiente marino real deben de tener una duración de un año para minimizar los efectos de las variables medioambientales relacionadas con los cambios de estación y/o geográficos.

Uno de los grandes problemas en las estructuras marinas

El biofouling y la corrosión continúan siendo unos grandes problemas en las estructuras marinas, y un factor importante para tener en cuenta en los análisis económicos de los buques y de todas las instalaciones offshore marinas.

Así, las instalaciones offshore marinas (eólica flotante, plataformas de perforación, estructuras de acuacultura, etc..)  y buques actuales utilizan métodos antifouling basados en compuestos a partir de polímeros (microplásticos) y biocidas que tienen un impacto medioambiental en el medio marino. Estas tecnologías están basadas en la aplicación de un recubrimiento que interaccionan con el medio mediante la no adhesión del biofouling o la lixiviación para evitar la adhesión de los organismos.

Según los últimos informes de la Organización Marítima Internacional, el incremento de los microplásticos y los compuestos biocidas, como el Cu y el Cibutrine, están teniendo un gran impacto en medio marino. Por otra parte, las pinturas antifouling/anticorrosión tienen una vida útil muy corta, de aproximadamente 5 años: Este problema obliga a los buques a ser repintados en dique seco cada 5 años y a redimensionar el espesor de las estructuras offshore para protegerlas contra la corrosión, debido a la imposibilidad de protegerlas más de 5 años.

Por su parte, los esmaltes vitrificados no tienen impacto medioambiental y tienen una duración superior a los 20 años. Estos ensayos podrían ser el inicio del desarrollo de nuevos recubrimientos con tecnología de esmaltado vitrificado para la aplicación en la obra viva de los buques y de las instalaciones offshore.

De esta manera, se reduciría el consumo de combustible y las emisiones de CO2 en los buques debido a la reducción de la resistencia a fricción del casco del buque que es producida por la adhesión biológica. Consecuentemente, estos nuevos recubrimientos reducirían los costes del mantenimiento y repintando de la obra viva de los buques cada 5 años. Por otra parte, reduciríamos los costes de fabricación y mantenimientos de las estructuras offshore. El no uso de las pinturas convencionales reduciría la presencia de microplásticos y otros productos en el entorno marino. 

Dentro de los trabajos de investigación que está llevando a cabo el Grupo Biofouling se engloba la tesis doctoral que realiza David Salvador Sanz, con el objetivo de minimizar la adherencia de biofouling, por lo que se está estudiando su desarrollo en probetas con recubrimientos cerámicos sumergidas en el agua de mar de la bahía de Santander, de las que se va tomando medidas de rugosidad periódicamente


Acuerdos con otras instituciones

Actualmente, el grupo Biofouling tiene un acuerdo con la empresa VITRINOR, Vitrificados del Norte S.A.L para el ensayo de diversos tipos de probetas con esmaltes vitrificados sobre acero S235JR de uso en la industria naval. Por otra parte, está desarrollando un ensayo en colaboración con la Universidad Bernardo O´Higgins de Chile sobre materiales compuestos con matriz de polietileno de baja densidad con aditivos de óxido de grafeno (1%, 3% y 5%), otros compuestos de polietileno con aditivos de cobre en forma laminar y esférico en combinación con sílice esférica.

Pie de foto: de izquierda a derecha, David Sanz, Sergio García y Alfredo Trueba, investigadores del Grupo Biofouling de la Universidad de Cantabria.



Noticias relacionadas

 



Servicio de Comunicación
Difusión de actividades, imagen corporativa…
comunicacion@unican.es
Tel. 942 20 10 62 – 20 10 12