Ir al médico: reducir miedo al contagio y necesidad

Ir a la web de unican | Unidad de Cultura Científica y de la Innovación (UCC+i)
Javier Isaac Lera Torres

​Investigador predoctoral de la UC

Programa de Doctorado: Doctorado en Ciencias Sociales

Rama del conocimiento: Economía de la salud

Directores del Proyecto de Investigación Doctoral: 

Contacto: javier.lera@unican.es 


PROYECTO DE DOCTORADO:

IR AL MÉDICO: REDUCIR MIEDO AL CONTAGIO Y NECESIDAD

Esta tesis doctoral se encuentra dentro de la rama económica “Economía de la Salud”. No solamente se trata de analizar costes y dinero, sino que se incluyen análisis teniendo en cuenta conceptos como “accesibilidad”, “necesidad”, “salud”, “igualdad” o “equidad”, ¡no todo es dinero!

En principio, se puede pensar que cuando estamos enfermos vamos al médico, sin importar otras razones ajenas a nuestra salud. Aunque no siempre es así. 

Nuestro objetivo es arrojar luz sobre las razones (más allá de la salud) de la utilización sanitaria en algunos de los grupos más frágiles y que más atención sanitaria precisan.

Dentro de los servicios sanitarios nos podemos encontramos al médico de cabecera (y al profesional de enfermería que está a su lado), el área de especialistas, el hospital con las noches que pasamos ingresados o sus urgencias. Pero también hay que incluir los cuidados que recibimos en casa, ya sean por parte de profesionales sanitarios o un familiar nuestro; y las residencias o centros de día.   

Dentro de la sociedad hay muchos grupos sociales que precisan asistencia médica por muy diversas razones. 

En nuestro caso, nos centramos en:

  • nuestros mayores 
  • y en aquellas personas que no se encuentran a gusto con el género asignado al nacer.  
 
En relación al colectivo trans, se ve claramente como sufren de diversas barreras: un marco legal, operacional y social heteronormativo dificulta en gran medida su acceso a un profesional sanitario. La falta de comodidad, de comprensión son grandes impedimentos en una relación médico-paciente donde la confianza es fundamental. El nivel económico determina la ausencia de un tratamiento adecuado. En ocasiones, estas personas tienen que recurrir a tratamiento hormonal con poco control médico, poniendo en riesgo su salud.  

La parte más gruesa de la tesis se centra en los mayores. Analizamos como hábitos de vida como son el ejercicio físico, la dieta, el fumar o el beber alcohol. Nuestros estudios demuestran que unos hábitos de vida saludables (sobre todo mantenernos físicamente activos) disminuyen las hospitalizaciones y las visitas al médico de cabecera. 

Otro capítulo analiza la igualdad y la equidad en los servicios de asistencia a domicilio y los centros de día. En general, se ve como aquellos servicios prestados por profesionales sanitarios se concentran en aquellas personas más pudientes, mientras que el apoyo familiar está más extendido en los hogares populares. Demostramos como existe una clara desigualdad en estos cuidados

Además, analizamos el acceso a estos servicios ponderando por las necesidades de salud. Como en el caso anterior, se ve como a igual necesidad sanitaria, aquellos hogares con mayor poder económico tienen a su disposición todos los cuidados. Mientras que los hogares más humildes tienen incluso problemas para que un familiar les asista. En definitiva, hay una total ausencia de igualdad y equidad en los servicios de cuidados.